Trabajador dominicano de construcción queda inválido por colapso parcial de edificio en Boston

Trabajador dominicano de construcción queda inválido por colapso parcial de edificio en Boston

Miguel Cruz Tejada

NUEVA YORK._ El trabajador dominicano de construcción, Wilson Ortega de 33 años de edad y padre de un hijo menor quedó inválido después de quedar atrapado la semana pasada entre los escombros de un edificio que colapsó parcialmente en un área de Boston y donde él trabajaba.

Ortega, a quien los cirujanos del hospital donde fue llevado le amputaron ambas piernas ya destrozadas por el impacto para prevenir otras complicaciones, se mantiene resignado y en buen ánimo mientras desde el nosocomio envía mensajes a familiares y amigos por las redes sociales, dijo su papá, señor José Ortega.

Wilson laboraba para la empresa constructora “Suffolk” en la remodelación de un antiguo local de la compañía de electricidad y gas Con Edison que será convertido en un condominio de apartamentos.

Llegó hace menos de tres años a Estados Unidos desde la República Dominicana.

La planta de Con Edison estaba siendo demolida por Wilson y numerosos otros trabajadores varios de los cuales también resultaron heridos.

El padre del trabajador reveló en una entrevista con Telemundo Nueva Inglaterra que vino a Massachusetts desde Puerto Rico para estar al lado de su hijo y que será trasladado a otro centro asistencial donde recibirá prótesis para ambas piernas, además de terapia y orientaciones psicológicas.

“Pensé que mi mundos se había terminado cuando me dieron la noticia”, dijo el señor Ortega.

Explicó que si la pared en la que quedaron atrapadas las piernas de su hijo, le hubieran caído en el cuerpo, Wilson no estuviera contándola.

“Eso le salvó la vida”, relató.

El papá se enteró de que en un momento de insoportable dolor, atrapado por los escombros y mientras docenas de rescatistas de los bomberos lo buscaban para sacarlo, les pidió a sus compañeros de trabajo que lo mataran porque el dolor era terrible.

Uno de los rescatistas de emergencias le habló y lo convenció de que se tranquilizara porque lo iban a rescatar vivo.

“Él es fuerte, tanto física como mentalmente, va a salir adelante porque es un guerrero“, dijo el padre de Wilson.

El señor Ortega dijo que el hijo le dice que eso fue una bendición, que ha sido bendecido por Dios con la oportunidad de vivir.

Wilson será trasladado a otro hospital hoy viernes donde comenzará la rehabilitación. La empresa constructora dijo ayer jueves que la investigación para determinar el origen del colapso está en curso y espera los resultados para tomar medidas.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *