Toshiba presenta un algoritmo que aceleraría la computación tradicional por encima de la cuántica

Visitas : 91

En pleno siglo XIX, existen una gran cantidad de proyectos de investigación y tecnologías que dependen de la alta velocidad de cálculo de las grandes computadoras del mundo. Máquinas inmensas que realizan millones de cálculos en pocos segundos.

Tanto las supercomputadoras como los nuevos ordenadores cuánticos son el futuro de la tecnología mundial, dependemos de ellas hasta para saber qué tiempo va a hacer en los próximos días. Toshiba propone alcanzar esos niveles de cálculo, pero con el hardware estándar.

Para conseguir este objetivo, la compañía explica en su comunicado que lleva años trabajando en un algoritmo diseñado para ayudar a esos ordenadores menos potentes a alcanzar una velocidad de cálculo mayor. Han bautizado el algoritmo como “Algoritmo de Bifurcación Simulada” o “Simulated Bifurcation Algorithm” en inglés.

El inventor de este algoritmo es Hayato Goto y se ha basado en los mecanismos de trabajo de la computación cuántica para alcanzar ese aumento de eficiencia. Goto explica que agregar nuevas entradas a un sistema complejo con 100.000 variables hace que sea fácil resolverlo en cuestión de segundos con un costo computacional relativamente pequeño.

Toshiba asegura que el algoritmo conseguiría buenos resultados incluso en los ordenadores de escritorio que podemos encontrar en las oficinas y en casa. La compañía realizó una demostración el año pasado en la que el algoritmo SBA consiguió soluciones muy precisas para un problema de optimización con 2.000 variables conectadas en 50 microsegundos, es decir, 10 veces más rápido que las computadoras cuánticas basadas en láser.

Marcas como IBM, Google y Microsoft llevan tiempo apostando por la investigación y el desarrollo de la computación cuántica. Alegan que es el futuro de la supercomputación y el camino para dar respuesta a la masa de cálculos y datos, cada día es más grande. El problema es que, por el momento, esta tecnología está restringida a los laboratorios y aún no ha dado el salto necesario para dar servicio a multitud de sectores empresariales.

Toshiba mantiene que, en principio, utilizará SBA para optimizar las operaciones financieras. Aún así, su aplicación en otras áreas también podría ser de gran utilidad, reduciendo la inversión en computación que tendrían que hacer las empresas para, por ejemplo, calcular rutas más eficientes para los servicios de entrega y el desarrollo de medicamentos de precisión molecular, cálculos que ahora se realizan en grandes computadoras.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *